Agente de la CIA y asesinado brutalmente en un aeropuerto: así pudo morir el hermano de Kim Jong-un

Kim Jong-nam reporta el ataque en el aeropuerto de Kuala Lumpur poco antes de su muerte. A la izquierda, una imagen de archivo de la víctima y de su hermano, Kim Jong-un (arriba).
Kim Jong-nam reporta el ataque en el aeropuerto de Kuala Lumpur poco antes de su muerte. A la izquierda, una imagen de archivo de la víctima y de su hermano, Kim Jong-un (arriba).

El anterior dictador de Corea del Norte, Kim Jong-il, tenía un hijo mayor que durante años pareció que iba a heredar el poder, pero finalmente cayó en desgracia en 2001 al intentar visitar el parque de atracciones de Disneyland en Japón con un pasaporte dominicano falso.

Terminó exiliado, el poder lo heredó su hermano Kim Jong-un, y el 13 de febrero de 2017 fue espectacularmente asesinado.

Ahora se ha conocido un posible motivo: pudo haber sido un agente secreto de la Agencia Central de Inteligencia (CIA, en inglés) al servicio de Estados Unidos, según ha informado el diario The Wall Street Journal citando a una fuente “conocedora de lo ocurrido”.

Una periodista del diario The Washington Post ha recalcado lo mismo en un libro publicado hoy, pero tanto la CIA como Corea del Sur han declinado confirmarlo.

Después de caer en desgracia, Kim Jong-nam, que así se llamaba, fue exiliado a China, donde vivía confortablemente pero sin estridencias, alojado en hoteles de cinco estrellas, bebiendo whiskey, y apostando en casinos de Macao.

Viajaba frecuentemente por Asia y Europa. El 6 de febrero de 2017 arribó a Malasia, y dos días después se trasladó a un enclave turística al oeste del país, la isla de Langkawi, donde aparentemente se reunió con un estadounidense.

“Hasta el momento, la identidad de esa persona no ha sido averiguada”, aseguró posteriormente la policía malaya. Sin embargo, el diario japonés Asahi Shimbun reportó que podía tratarse de un agente de la inteligencia estadounidense al que habría entregado grandes cantidades de información.

Cuatro días después, el 13 de febrero, en el aeropuerto de la capital malaya, Kuala Lumpur, y ya de regreso hacia Macao, dos mujeres le agarraron por detrás y le rociaron un líquido en la cara.

El hombre reportó lo que había ocurrido, con las manos temblorosas, a una asistente del aeropuerto, solicitando que reportara lo ocurrido a la policía mientras él acudía a un hospital.

Una enfermera le limpió el líquido de la cara, mientras él sudaba y se quejaba del dolor. Cuando le atendió un doctor, su ritmo cardiaco se había acelerado, tenía los ojos en blanco y los dientes apretados, y parecía estar sufriendo un ataque. Luego se desmayó y murió.

Las dos mujeres le habían rociado con agente nervioso VX, un arma química prohibida por la comunidad internacional. Es un arma de destrucción masiva que paraliza los músculos y causa la muerte en minutos por asfixia. Apenas 10 miligramos sirven para acabar con un hombre adulto de 155 libras.

Durante el juicio, las dos mujeres aseguraron que un grupo de cuatro hombres les habían contactado en el aeropuerto y les habían animado a gastar una broma para que se emitiera en televisión: todo lo que debían hacer es rociar el espray de líquido en su cara. Ambas terminaron por ser liberadasrecientemente.

El Gobierno de Donald Trump ha indicado este martes que sería posible celebrar una tercera reuniónentre el presidente y el dictador norcoreano, tras el fracaso del encuentro de febrero en Vietnam. Trump ha dirigido frecuentemente palabras amables de alabanza a Kim Jong-un a través de la red social Twitter.

Extraído de: https://www.telemundo.com/noticias/2019/06/11/agente-de-la-cia-y-asesinado-brutalmente-en-un-aeropuerto-asi-pudo-morir-el

Be the first to comment

Deja un comentario